Facebook Twitter Google +1     Admin

De rutas literarias y museos por España: 2ª parte

20150630104317-museo-gustavo-de-maeztu.jpg

Reanudamos nuestra ruta. Cogemos de nuevo la mochila, dispuestos a cargarla de historias literarias y de nuevas visitas. Antes de abandonar las hermosas tierras gallegas, nos hemos dado un paseo por la Playa de As Catedrais –un incomparable monumento de la naturaleza, entre Foz y Ribadeo (Lugo)- y viajamos dirección Asturias.

  • En Gijón se encuentra el Museo Casa Natal de Jovellanos, que destaca por su arquitectura y por ser uno de los edificios señoriales más antiguos de la ciudad, del siglo XIV, aunque la construcción habitual –tras varias reformas- se corresponde con el modelo arquitectónico vigente en Asturias entre los siglos XVI-XVII. En la planta principal se exponen parte del mobiliario original de la casa y obras pictóricas de la colección particular de Gaspar Melchor de Jovellanos (1744-1811). En las otras salas, se presenta una selección de patrimonio, formado por más de 3.000 piezas inventariadas, entre las que destacan los fondos pertenecientes a arte asturiano de finales del siglo XIX y siglo XX, adquiridos gracias a una política efectiva de compras y a las donaciones de coleccionistas y artistas locales. También disponen de un amplio fondo documental y bibliográfico para ampliar los conocimientos sobre el patrimonio artístico asturiano.
  • En Entralgo (Laviana),  en una casa solariega del siglo XVIII, perteneciente a la familia Palacio y adquirida por el Ayuntamiento en 1983, casi en ruinas, fue inaugurado en 2003 el Centro de Interpretación Armando Palacio. Cuenta con una biblioteca especializada sobre el escritor Armando Palacio Valdés (1853-1938), novelista de renombre de finales del siglo XIX y principios del XX, aunque posteriormente olvidado. También dispone de varias salas de exposiciones que recogen la tradición y la actualidad del municipio lavianés.

Dejamos la verde Asturias y nos dirigimos a Cantabria, donde visitamos:

  • En Tudanca, la Casa-Museo José María de Cossío, casona de indiano construida en el siglo XVIII, en mampostería enlucida y encalada, y en cuyo exterior destaca el escudo de armas de su primer propietario, Fernández de Linares. José María de Cossío (1887-1973) fue miembro de la Real Academia de la Lengua y un destacado crítico literario, que cedió, en 1975, la casona, su huerta, muebles, libros y cuadros a la Diputación Provincial de Santander. Dispone de una biblioteca con más de 18.000 volúmenes  de ediciones de los siglos XVI al XX; siendo una de las más ricas de España en ejemplares de la Generación del 27, con dedicatorias autógrafas. También cuenta con un archivo epistolar y fotográfico que custodia amplia documentación familiar.
  • En Santander, se encuentra la Biblioteca de Menéndez Pelayo, que  el escritor e intelectual  santanderino dejó en su testamento al Ayuntamiento de Santander, y cuyo legado incluye el edificio y una colección bibliográfica de unos 45.000 volúmenes entre documentos impresos y manuscritos. Marcelino Menéndez Pelayo (1856-1912) tuvo una vida profesional intensa: autor de numerosas obras en el ámbito de la historia y crítica de la literatura española, fue catedrático de Historia en la Universidad Central de Madrid,  ingresó en 1882 en la Real Academia de Historia –de la que fue bibliotecario desde 1889-, siendo nombrado director de la Biblioteca Nacional en 1898 y director de la Real Academia de Historia en 1911.

Aprovechando el sol y la fresca brisa, nos damos un paseo por la costa y la ciudad de Santander. Además de los museos, también nos encanta el turismo de callejear.

Llegamos a Euskadi:

  • En Bilbao, visitamos la Fundación Blas de Otero, de carácter privado, y que tiene como fin la conservación, difusión y estudio de la obra literaria de uno de los poetas en castellano más importantes del siglo XX; un poeta comprometido con la libertad, con la paz y la poesía social. Blas de Otero (1916-1979), a pesar de pertenecer a la burguesía, sufrió los avatares de la vida (muerte de su hermano mayor adolescente y posteriormente de su padre, y finalmente aquejado de un cáncer) y de la Guerra Civil Española, en Bilbao y en el frente de Levante. El fondo documental está integrado por el archivo del poeta (manuscritos, pruebas corregidas, , epistolario, documentos personales, fotografías), su biblioteca con todas las primeras ediciones y bibliografía crítica, y una hemeroteca con numerosas publicaciones periódicas sobre poesía de la segunda mitad del siglo XX. La Fundación también organiza 2 rutas turístico-literarias para grupos, una por su ciudad, Bilbao, y la otra por Orozko, origen de su familia materna.
  • En Pasaia (Gipuzkoa) se encuentra la Casa Museo Victor Hugo, que fue utilizada por el escritor francés en 1843, y donde escribió su obra “Los Pirineos”. Se trata de una casa del siglo XVII, junto a la bahía, que tiene tres plantas: en la primera planta se ubica la Oficina de Turismo de Pasaia, en la segunda hay una exposición permanente conocida como “Victor Hugo: Viaje a la Memoria”, y en la tercera se organizan exposiciones temporales.

Terminamos nuestra segunda etapa en Navarra, donde visitamos:

  • Itzea es una casa solariega, situada en Bera de Bidasoa, en un paraje singular merecedor por sí mismo de una visita. Fue comprada por el escritor donostiarra Pio Baroja, en 1912, siendo desde entonces la casa familiar, donde también vivió también su sobrino, el filólogo y antropólogo Julio Caro Baroja, quien reunió una inmensa biblioteca con más de 30.000 libros, siendo un referente para la cultura vasca. La casa no está abierta al público, por lo que para consultar los fondos de la biblioteca habría que pedir un permiso especial.
  • El Museo Gustavo de Maeztu (Estella) está ubicado en un singular edificio de arquitectura civil románica denominado Palacio de los Reyes de Navarra (también llamado Palacio de los Duques de Granada de Ega). Si bien Gustavo de Maeztu (1887-1947) fue principalmente un pintor, también realizó colaboraciones literarias en la prensa como articulista, y escribió varias novelas. La biblioteca del centro de estudios tiene una interesante colección bibliográfica de libros y catálogos de arte de los siglos XIX, XX y XXI. Y cuenta también con un archivo, donde se conserva la escasa documentación que ha perdurado de la familia Maeztu, y una importante selección de artículos de prensa de la época, útiles para el estudio de la vida y obra de Gustavo de Maeztu.
  • Dirección Pamplona, visitamos la Fundación Museo Jorge Oteiza (Alzuza), que alberga el legado del reconocido escultor, compuesto por 1.650 esculturas, 2.000 piezas de su laboratorio experimental, y una gran cantidad de dibujos y collages.  Además de su labor como escultor de renombre, Jorge Oteiza, fue un artista polifacético que escribió decenas de artículos y monografías sobre arte y otros temas, e incluso libros de poesía. El centro de documentación del museo acoge el legado documental de Jorge Oteiza (1908-2003), que consta de su archivo personal (manuscritos, apuntes, correspondencia, fotografías, grabaciones audiovisuales y recortes de prensa) y de su biblioteca personal (cerca de 6.000 monografías y varios miles de folletos y revistas; además de carteles, discos y cintas de música y una hemeroteca. También disponen de una biblioteca de fondos modernos (“nueva biblioteca”) de escultura y arte contemporáneos.

Hacemos una parada en Pamplona. Nos damos un paseo por el casco viejo, degustamos unos pinchos, y nos vamos a dormir, que ya toca. Os esperamos para la próxima etapa de nuestra ruta.

* Original publicado en el blog de Inqnable.

** Fotografía: Palacio de los Reyes de Navarra (Estella)

30/06/2015 10:43. Autor: Joaquina Ramilo ;?>

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris